Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Hideaki Sugioka

Hideaki Sugioka es el actual director y representante de la Asociación Japonesa de Fútbol de Apoyo al Desarrollo (Japan Developmental Support Soccer Association, JDSFA), que ofrece un programa de fútbol único llamado “Sakka Ryouiku”.

Este programa está adaptado a las características de los niños con discapacidades del desarrollo y fue iniciativa de Makoto Yamamoto, exjugador famoso de la Liga Japonesa (predecesora de la J. League), quien, como padre de un niño con discapacidad, quería enseñar fútbol a sus hijos e impartía clases de fútbol de forma irregular. 

Hideaki Sugioka cuenta su trayectoria en esta asociación

Sugioka nos comentó que todo comenzó hace 10 años, cuando formó parte del equipo de terapia ocupacional, específicamente en el Centro de Rehabilitación Wakaba del Centro de Apoyo y Rehabilitación para Personas con Discapacidad de la Prefectura de Hiroshima en Higashihiroshima.

Allí, bajo la supervisión del Dr. Masaki Kono, director de la Escuela de Enfermería de Wakaba (actual director de la Clínica Infantil Nijino), desarrollaron un programa de fútbol adaptado a las características de los niños, y en 2018 establecieron la actual Asociación Japonesa de Apoyo al Desarrollo, constituida como una asociación de fútbol.

Asimismo, Sugioka destacó que esta asociación tiene la noble y valiosa misión de crear una cultura deportiva inclusiva y respetuosa, donde todos puedan experimentar la alegría de vivir y alcanzar su máximo potencial.

Hideaki Sugioka

¿Qué ofrece la Asociación Japonesa de Apoyo al Desarrollo?

El director de la asociación también indicó que esta asociación ofrece principalmente:

De igual manera, Hideaki Sugioka añadió que dentro de esta asociación hay una escuela de fútbol, llamada Special Kids Coaching Academy (Academia SKC), cuyas labores comenzaron en Higashihiroshima en 2017 con cinco estudiantes de la escuela primaria, a los que se les diagnosticó el trastorno del espectro autista y TDAH. Estudiantes que aún forman parte de la academia, demostrando su liderazgo en ella y su entrenamiento activo.

Hideaki Sugioka

Más de la Academia SKC

Hideaki Sugioka resaltó también que en esta academia, además de practicar Sakka Ryouiku, sus participantes podrán divertirse mientras mejoran sus habilidades futbolísticas, sus habilidades físicas, comprender y aprender las reglas, así como entrenar para partidos reales. 

Aunado a ello, los niños con discapacidades del desarrollo tienen la oportunidad de disfrutar y lograr simultáneamente los puntos importantes de la atención terapéutica que abarcan el mejoramiento de los desequilibrios en la función cerebral, las habilidades de comunicación y la comprensión de las reglas del grupo.

Es importante destacar que, actualmente, la SKC Academy opera en cuatro sedes en la ciudad de Hiroshima, una sede en la ciudad de Higashihiroshima y una en la ciudad de Kure. 

Está conformada por un equipo de alrededor de 60 personas entre 6 y 18 años, quienes participan dos veces al mes. 

Se tiene previsto que abran otras nuevas sedes en Tokio, Nara, Niigata, entre otras.

Metodologías aplicadas

Otro de los aspectos que ofrece esta academia son metodologías acordes a las condiciones de los pequeños, por lo que se enfocan en trabajar no sólo en el gimnasio, sino también en campos cubiertos de fútbol sala y campos al aire libre. Esto porque es menos estimulante, facilita la concentración y es menos probable que se tengan que cambiar los planes debido al clima u otros factores.

A su vez, Sugioka enfatizó que la prioridad siempre es crear un entorno seguro y protegido para ellos.

En cuanto a los aspectos a considerar por parte del entrenador al momento de preparar a los niños con estas condiciones especiales, están: desarrollar la autoestima a través de elogios, el reconocimiento y las experiencias repetidas de pequeños éxitos.

“Cuando empezamos, había personas que honestamente pensaban que el fútbol sería una actividad imposible para niños con discapacidades del desarrollo, que tienen dificultades para trabajar en grupo, pero los entrenadores reconocieron la esencia individual de cada niño y elogiaron lo que estaban haciendo”, aseguró Hideaki. 

¿Cómo ha sido la experiencia?

Tal como lo reveló el director de la asociación, el impacto del programa de fútbol “Sakka Ryouiku” de la JDSFA ha sido positivo para los niños con discapacidades del desarrollo, pues han comenzado a :

Aunque algunos niños toman medicamentos o no pueden ir a la escuela, divertirse moviendo el cuerpo conduce a un desarrollo cerebral eficaz y ayuda a aliviar el estrés. 

De igual manera, argumentó que los padres también se sienten felices al ver a sus hijos sonreír, trabajar duro y ser elogiados por los entrenadores.

Hideaki Sugioka

Indiscutiblemente, la Asociación Japonesa de Fútbol de Apoyo al Desarrollo es una excelente alternativa para que los niños desarrollen un sentido de autoestima a través del fútbol, un deporte amado y jugado en todo el mundo. Esto les permite tener confianza para demostrar sus fortalezas en la sociedad en el futuro.

“Creo que esto cambiará la percepción de la sociedad y conducirá a que la propia sociedad sea más tolerante”, concluyó Hideaki Sugioka.

Neymar