Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Abu Dabi fue el escenario para la XII Autism Conference, en la que estuvo presente el CEO de Autism Soccer, Oscar Amuz, quien compartió su grata experiencia en tierras del medio oriente.

Amuz resumió este viaje como uno de los más importantes y desafiantes, pues viajó quebrantado de salud.

“En medio de mis múltiples viajes de este año, uno de los más impactantes y desafiantes fue mi visita a Abu Dabi. Sin embargo, lo que lo hizo aún más memorable fue el hecho de tener que enfrentar un vuelo de 16 horas con fiebre, lo que resultó ser un verdadero desafío, pues a pesar de mi estado de salud, debía cumplir con mis responsabilidades laborales al llegar a mi destino”, destacó Oscar.

Abu Dabi, el lugar de la XII Autism Conference

A pesar de estar en tierras donde la cultura y el idioma son completamente diferentes, Oscar se vio en la necesidad de comunicar su estado de salud en el hotel, donde recibió cuidados de primera.

“Para mi sorpresa, su atención y cuidado fueron excepcionales, brindándome asistencia inmediata al enviar un médico al día siguiente de mi llegada”, recalcó Amuz.

No obstante, para Amuz lo más importante era la conferencia, por lo que su asistencia durante los primeros días del evento fue difícil por su estado de salud. 

“Logré asistir con esfuerzo y dedicación de 11 a.m. a 3 p.m., obteniendo resultados satisfactorios y sumergiéndome en una cultura y enriqueciéndome con experiencias únicas”, aseveró Oscar.

A medida que avanzaban los días, su determinación se fortalecía. En el cuarto y último día del evento, Oscar Amuz se esforzó al máximo y estuvo presente desde las 7 a.m. hasta las 6 p.m. 

“Durante este tiempo, logré establecer conexiones significativas con importantes figuras de importancia para el crecimiento de Autism Soccer en Dubái, Abu Dabi, Azerbaiyán, Rusia, Egipto, Jordania e incluso tuve el honor de conocer a una destacada personalidad del ámbito de la salud de Italia”, expresó Amuz.

Experiencia única e inolvidable

No obstante, y a pesar de los desafíos y dificultades que tuvo que atravesar Oscar, describió la XII Autism Conference como “una experiencia inolvidable que siempre llevaré en mi corazón”.

Aunado a ello, agradeció la atención recibida y el apoyo que le ofreció el personal del Hotel Royal Rose durante su malestar de salud, haciendo énfasis que esta travesía no sólo le permitió crecer personal y profesionalmente, sino también que le enseñó lo importante que es la perseverancia y la determinación en medio de las adversidades.

Por otra parte, Amuz recalcó que está esperando con muchas ansias el próximo año para regresar como expositor, pero con una salud al 100 %. 

La meta de Oscar es que conozcan su energía real y que tuvo que contener por estar enfermo. Aseguró estar “eternamente agradecido con la organización y todo su miembro de junta, que me atendieron y me dieron el cariño y el respeto”.

Neymar